AOVE Sol Chiquito

aceite-de-oliva-virgen-extra-sol-chiquito-dieta-mediterránea

Aceite de oliva virgen extra Sol Chiquito

Envasamos Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE). Dentro de las diferentes categorías de aceite que se obtienen de la aceituna, el aceite de oliva virgen extra se definen reglamentariamente como “Aceite de oliva de categoría superior obtenido directamente de aceitunas y solo mediante procedimientos mecánicos“.

Esta calificación se otorga a  los aceites de oliva vírgenes que, entre otros parámetros, no presenta defectos organolépticos y tienen frutado (conjunto de las sensaciones olfativas características del aceite, dependientes de la variedad de las aceitunas, procedentes de frutos sanos y frescos, verdes o maduros y percibidas por vía directa y/o retronasal).

olivo-gotas-de-lluvia

¿Por qué llamamos a nuestro aceite de oliva virgen extra Sol Chiquito?

Elegimos este nombre para nuestro aceite de oliva virgen extra porque el olivos, como cultivo mediterráneo que es, necesita mucho sol para crecer bien y producir sus frutos. Es por esto que el cultivo de este árbol se concentra fundamentalmente en la Cuenca Mediterránea, en la que las horas de sol son muchas y a cuyas condiciones climáticas está perfectamente adapatado este frutal.

Los olivos, con las hojas de sus copas, atrapan los rayos luz  y los convierte, gota a gota, en aceite de oliva. Cada una de estas gotas es un trocito de sol, un sol chiquito, que el olivo atrapó y que envasamos para llevar los aromas de los campos del sur hasta tu casa.

cata-de-aceite-de-oliva-virgen-extra-sol-chiquito-tres-botellas

Selección de nuestro Aceite de Oliva Virgen Extra Sol Chiquito

Un buen aceite de oliva virgen extra solo se puede obtener si contamos con aceitunas sanas y se cuida del proceso de extracción de su aceite, controlando los tiempos, la limpieza y la temperatura de los procesos. Si todo se hace bien obtendremos un aceite de oliva virgen extra cuya calidad podrá identificarse con los sentidos.

Nuestra experiencia en la cata de aceite de oliva virgen nos permiten seleccionar con nuestros sentidos los buenos aceites. Su frutados maduros o verdes, su sabor más o menos amargo, la intensidad del picante y sus matices aromáticos nos guían en nuestra elección.